0% cargado
6 marzo, 2019

Custodia compartida y pensión de alimentos

GUARDIA Y CUSTODIA COMARTIDA

El establecimiento o fijación de un régimen de guarda y custodia compartida induce automáticamente a pensar en la suspensión del pago de la pensión de alimentos a favor de los hijos, haciéndose cargo cada progenitor de los respectivos gastos que deriven de esos períodos de estancia con cada uno.

Muchas veces el motivo principal por el cual un progenitor solicita la guarda y custodia compartida, es meramente económico, sin embargo, no debemos vincular guarda y custodia compartida con la exoneración del pago de los alimentos, pues esto no tiene que ser necesariamente así.

La prestación de alimentos es una OBLIGACIÓN que los padres tienen respecto de los hijos menores o en casos en los que legalmente proceda.

PENSIÓN DE ALIMENTOS

Pero, ¿Qué debemos entender por alimentos? Nuestro Código Civil establece en su artículo 142, Se entiende por alimentos todo lo que es indispensable para el sustento, habitación, vestido y asistencia médica.

Los alimentos comprenden también la educación e instrucción del alimentista mientras sea menor de edad y aún después cuando no haya terminado su formación por causa que no le sea imputable.

Para la fijación de la pensión de alimentos se deben tener en cuenta varios factores, además de las necesidades de los propios hijos debemos tener en cuenta la economía, medios o recursos de los padres. En un primer momento, la Jurisprudencia establecía que los gastos fuesen sufragados por ambos progenitores al 50%, (Sentencia del Tribunal Supremo de 14 de octubre de 2015), lo cual podría significar una desigualdad para una de las partes, pues podría darse el caso de que alguno sufriese un importante desequilíbrio económico, tanto en sus ingresos como en su patrimonio. Esta cuestión fue resuelta más tarde en un Sentencia del Tribunal Supremo de 11 de febrero de 2016, a la cual hacemos especial mención, en ella se establecen una serie de circunstancias por las cuales debe mantenerse dicha pensión, pues no se debe entender que la custodia compartida exima automáticamente el pago de alimentos en situaciones de desequilíbrio económico.

Esta Sala debe declarar que la custodia compartida no exime del pago de alimentos, cuando exista desproporción entre los ingresos de ambos cónyuges, o como en este caso, cuando la progenitora no percibe salario o rendimiento alguno ( art. 146 C. Civil ), ya que la cuantía de los alimentos será proporcional a las necesidades del que los recibe, pero también al caudal o medios de quien los da. El Juzgado yerra y la Audiencia lo corrige cuando aquel limita temporalmente la percepción de alimentos a dos años, pues los menores no pueden quedar al socaire de que la madre pueda o no encontrar trabajo. Esta limitación temporal, tiene sentido en una pensión compensatoria, como estímulo en la búsqueda de ocupación laboral, pero no tiene cabida en los alimentos a los hijos, al proscribirlo el art. 152 del C. Civil . Por lo expuesto, esta Sala mantiene el pronunciamiento de la sentencia recurrida, en relación con los alimentos al mantenerlos sin limitación temporal, sin perjuicio de una ulterior modificación, si varían las circunstancias sustancialmente ( art. 91 C. Civil ).”

Nuestra Audiencia Provincial de Murcia establecía recientemente en Sentencia de 7 de diciembre de 2018,

“Efectivamente el art. 145 CC prevé que la distribución de la prestación de alimentos cuando haya más de un obligado a darlos, se ha de repartir entre ellos " en cantidad proporcional a su caudal respectivo ". En el presente caso no cabe duda de que los recursos económicos de la madre son muy superiores a los del padre, pues ella declaró unos ingresos de 250.000 € en el año 2015 (no se han aportado los de años posteriores), mientras que él perdió su puesto de trabajo por cuidar de su hijo y de los de la apelada, no reincorporándose al mismo cuando finalizó la excedencia pedida, y no consta actualmente cuáles son sus ingresos, aunque sí que desde 8 de septiembre de 2018 está dado de alta como trabajador de una empresa, pero ello no permite un examen detallado de cuáles son sus recursos para atender al menor… No obstante, sí se entiende preciso fijar a cargo de la madre una pensión de alimentos que ha de entregar al padre, no para atender los propios de él, que no es lo que se pedía en la demanda, donde repetidamente se señala que son "alimentos del menor" o "en beneficio del menor", aunque en una cantidad de 500 € al mes, a partir de la presente resolución, cesando la obligación del padre de abonar cantidad alguna a la madre por tal concepto.”

demanda custodia murcia

CONCLUSIÓN

Así pues, no se trata de que cada progenitor realice una aportación económica únicamente cuando los tiene en su compañía, sino también cuando están en compañía del otro, ya que las necesidades de los hijos siguen subsistiendo y,  puesto que son prioritarias e imprescindibles, se deben satisfacer.

 

Sección Derecho de Familia de Certérum Abogados

¿Compartimos?
Volver al blog
Suscríbete a nuestro boletín de noticias

Si quieres estar al día de noticias relacionadas con el despacho y el sector de la abogacía, suscríbete a nuestro boletín de noticias.

Certerum Abogados le informa que los datos de carácter personal que nos proporcione al completar el presente formulario serán tratados por el responsable de esta Web. La finalidad de la recogida de los datos personales solicitados es poder enviarle nuestras publicaciones sobre servicios, novedades jurídicas o artículos de nuestro blog. Para conocer los detalles de responsabilidad, almacenamiento, ejercicio de derechos y demás información sobre la protección acceda a nuestra política de privacidad

Suscríbete

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© 2019 Certerum Abogados. Aviso legal | Política de privacidad | Política de cookies | Hecho con por bilnea